Descubre los tipos de seguros para el hogar y cómo contratarlos

Las compañías aseguradoras ofrecen distintos tipos de seguros para tu protección total y de tu vivienda. Todo el mundo conoce o tiene contratado el de coche, vida, hogar. Pero has de saber que no son los únicos. Por ello, te ofrecemos un listado completo de los distintos tipos de seguros que existen, poniendo especial hincapié en el seguro de hogar y cómo contratarlo.

¿Qué es un seguro?

El seguro se define como un acuerdo financiero entre tú y una compañía aseguradora para la cobertura de los riesgos accidentales que puedas llegar a sufrir. La aseguradora se encarga total o parcialmente de indemnizarte por medio de una prima previamente fijada.

Dichas coberturas quedan matizadas en la póliza de seguro, el documento que contiene todos los derechos y obligaciones tanto de la compañía como las tuyas como asegurado.

¿Qué tipos de seguros existen?

En el momento de contratar el seguro, al igual que cuando haces gestiones de la luz y el gas, hay que tener en cuenta el número de coberturas y prestaciones que deseas en función de tus necesidades personales. Las aseguradoras ofrecen distintos tipos de seguros, clasificados en seguros personales, seguros de daños o patrimoniales y los seguros de prestación de servicios.

Dentro de esta categoría de seguros personales, se emplazan el seguro de vida, el seguro de salud, de dependencia y contra accidentes personales.

En el grupo de seguros de daños o patrimoniales se encuentran:

  • Seguro contra robos
  • Seguro de transportes
  • Seguro contra incendios
  • Seguro de responsabilidad civil
  • Seguro agrícola
  • Seguro de ingeniería
  • Seguro de crédito
  • Seguro de lucro cesante

En este tipo  de seguros, el más destacado es el seguro de coche. Todos los conductores están obligados por ley a contratar uno si quieren conducir su vehículo.

Por último, los seguros de prestación de servicios aglutinan tanto el seguro de decesos, como el de asistencia de viaje y defensa legal.

¿Qué tipos de seguro para el hogar se ofrecen?  

Como ya se ha mencionado, el seguro de hogar es uno de los más contratados dado la cantidad de imprevistos a los que está expuesta tu vivienda.

Las compañías aseguradoras, como pueden ser Mapfre, Pelayo, Génesis, entre otras muchas, ofrecen distintos tipos de seguro en función de las coberturas que se necesiten. No obstante, en la mayoría el seguro básico de hogar cubre:

  • Daños materiales: por fuga de agua, incendio o fenómenos meteorológicos
  • Gastos de extinción, salvamento e incluso de demolición en algunos casos
  • Responsabilidad civil: indemnizaciones que hay que abonar a otra persona por los daños ocasionados por una avería o cualquier otro problema en tu vivienda.
  • Defensa jurídica: se hace cargo de los gastos derivados de la reclamación de daños que un tercero ha ocasionado en tu inmueble.

¿Cómo contratar un seguro de hogar?

El proceso de contratación de un seguro de hogar también presenta modificaciones entre unas compañías y otras. No obstante, la mayoría sí que siguen un patrón más o menos común:

  1. Acudir a un calculador de seguros. Buena parte de las aseguradoras disponen de un calculador de cada uno de los seguros que ofrecen. En el mismo tan solo hay que introducir una serie de datos sobre las características de la vivienda y una serie de datos personales.
  2. Rellenado el formulario te ofrecen un presupuesto detallado con los precios de los distintos tipos de pólizas.
  3. En ese mismo presupuesto, se te ofrecen dos opciones: llamar por teléfono a la compañía o que ellos te llamen (los números, en su mayoría son gratuitos) o contratar directamente el seguro a través del sitio web.

Este mismo trámite también lo puedes realizar acudiendo a las oficinas presenciales que las aseguradoras tienen repartidas. Para agilizar el proceso de búsqueda, un alto porcentaje cuenta con un mapa o localizador en su sitio web.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.